miércoles, 17 de septiembre de 2014

Sobre la necesidad de ejercitarse en filosofía.


“Es hermoso y divino el ímpetu ardiente que te lanza a las razones de las cosas; pero ejercítate y adiéstrate en estos ejercicios que en apariencia no sirven para nada, y que el vulgo llama palabrería sutil, mientras eres aún joven; de lo contrario, la verdad se te escapará de entre las manos”   (Platón, Parménides, 135d).

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lo más visto...